Todos estamos conscientes de que nuestro cuerpo es un templo que debemos cuidarlo lo más posible, por eso desde hace años, médicos e investigadores.

Especialistas se han propuesto ahondar en las dudas que todavía tenemos en nuestro organismo para así encontrar las curas a lo que nos molesta.

Siempre hemos conocido que para mantener un cuerpo saludable lo fundamental son dos cosas. La primera una dieta rica en proteínas, minerales, vitaminas y carbohidratos.

La segunda es con un régimen estricto de ejercicios para tonificar nuestro cuerpo. Y así hacer nuestros músculos más fuertes, lo que nos dará muchos beneficios.

Otro rasgo importante de nuestra salud, es como nuestro cuerpo y organismo refleja el estado de mantenimiento en el cual se encuentra. Ya que, el cuerpo es como un espejo y podremos saber si necesitamos darle un poco más de cuidado con tan solo observarlo.

Por lo mismo debemos tener en extremo cuidado con las cosas que le hacemos a nuestro cuerpo.

Entérate de lo que podrías sentir si eres mujer y está a punto de darte un infarto

Todos sabemos que como nuestra salud es lo más importante que tenemos en nuestra vida, ya que de ella depende el tiempo que estemos en el mundo.

Hombres y mujeres tienen cuerpos distintos y cada uno reacciona de manera distinta a las enfermedades. Si hablamos de ataque al corazón, en seguida se nos viene a la cabeza un dolor agudo en el pecho, el brazo izquierdo con molestias y dificultad para respirar, pero estos síntomas son los más comunes en los hombres.

Si bien los síntomas entre hombres y mujeres no son extremadamente distintos, en las mujeres se da que son menos dramáticos que en los hombres, lo que lleva a que sean ignorados.

1. Vómitos y náuseas.

Estos pueden ser la señal de la presencia de un ataque cardíaco. Es más común de lo que se cree y puede ser un problema cuando se confunde con un envenenamiento alimentario o problemas gastrointestinales.

2. Transpiración inusual.

Si no se está haciendo ningún tipo de actividad y se está transpirando más de lo normal, es una señal de un posible problema cardíaco. Esto porque el corazón debe hacer un mayor esfuerzo para hacer pasar la sangre por la arteria obstruida, lo que significa que el cuerpo debe mantener la temperatura del cuerpo baja con sudor.

La sudoración nocturna también podría ser un signo de un ataque al corazón. Si te despertas con las sábanas empapadas, entonces es importante ponerle mucha atención a esto…

3.Molestia en la zona toráxica.

Es un síntoma que se presenta en ambos sexos, pero en las mujeres muchas veces no es un dolor agudo, sino que una molestia.

4. Fatiga intensa.

Más de la mitad de las mujeres que sufren un infarto experimentan cansancio muscular o debilidad no relacionadas con esfuerzo físico.

La fatiga y la falta de aliento pueden comenzar meses antes de un ataque al corazón, por lo que es importante ver a un médico apenas se tengan estos síntomas.

5. Dolor de mandíbula y cuello.

Hay veces en que la mujer no siente molestias en el tórax pero sí tiene dolores de mandíbula o cuello. Lo más común es que sea en la mandíbula inferior.

6. Mareo o aturdimiento repentino.

Un ataque al corazón hace que la persona sienta aturdimiento o mareo, y no hace que se desmayen y desplomen de inmediato como suele creerse.

Compartimos este vídeo porque nos dimos cuenta que en la red no hay mucha información sobre los infartos a nivel femenino y queríamos marcar una diferencia. Así que, si eres mujer y temes por tu vida, te recomendamos que veas el vídeo de más abajo.

Esperamos que esta información te sea de ayuda a ti y a todas tus amigas y familiares.

No olvides compartirla en tus redes sociales para que así puedas contribuir a salvar muchas vidas.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS: